SAVEMEDCOASTS 2 ha firmato un Manifesto per proteggere i delta europei

“En Europa existen deltas de gran relevancia socioeconómica y ecológica, como los del Danubio, el Vístula, el Rin, el Po, el Ródano o el Ebro, que sufren crecientes riesgos de erosión, hundimiento, inundaciones y salinización. Su conservación efectiva en toda Europa debe ser una prioridad política para las instituciones europeas si se quiere garantizar su supervivencia”.

SAVEMEDCOASTS-2, proyecto que investiga los deltas del Ebro, el Ródano y el Nilo en la región mediterránea, ha firmado el manifiesto para la conservación de los deltas europeos. Dicho manifiesto se hizo público el 3 de febrero de 2021 por dos diputados españoles al Parlamento Europeo, Diana Riba y Antoni Comín, y la Plataforma en Defensa del río Ebro (Plataforma en Defensa de l'Ebre), organización de voluntariado en España, el manifiesto está dirigido a la Comisión Europea.

Los deltas son sistemas costeros formados por la aportación de agua y sedimentos de los ríos; son extremadamente vulnerables a las inundaciones, especialmente debido a los efectos del cambio climático y la mala gestión de las cuencas hidrográficas. Hay unos 10.000 deltas en el mundo y en ellos viven unos 339 millones de personas.

“El aumento del nivel del mar es una gran amenaza para los deltas en los cuales se producen inundaciones costeras, erosión y diversos efectos en cascada como la salinización, la alteración de los ecosistemas, así como riesgos sanitarios. Además, los procesos geológicos que favorecen la compactación del suelo hacen que estas tierras bajas tengan una alta tendencia a hundirse. Su integridad física, ecológica y socioeconómica está amenazada también por el aumento de la frecuencia e intensidad de las tormentas marinas y el mal manejo de sus cuencas hidrográficas”, dice Marco Anzidei, coordinador de SAVEMEDCOASTS-2.

A pesar de que existen varios textos regulatorios en el marco legal europeo los cuales, directa o indirectamente, afectan la conservación y gestión de los deltas, las directivas regulatorias de la UE no son suficientes para garantizar la protección física de dichos deltas.

Es necesaria una gestión integral, ya que la supervivencia de los deltas fluviales no depende exclusivamente de acciones que se realicen de forma local. La Comisión Europea está llamada a redoblar los esfuerzos para conservar y restaurar los deltas europeos, especialmente en el marco de la Directiva Marco del Agua y su implementación en los Estados Miembros.

“Reunir a grupos medioambientales, movimientos sociales, academia y parlamentarios europeos en el tema de la protección de los delta europeos es una acción necesaria”, dicen Diana Riba y Antoni Comín, haciendo público el manifiesto que tiene cuatro puntos clave:

  1. la mejora del seguimiento de los planes de gestión de las cuencas hidrográficas de Europa;
  2. el desarrollo de una guía de orientación específica, como parte de la aplicación de la Directiva Marco del Agua, sobre la gestión integral de sedimentos a nivel de cuenca hidrográfica;
  3. la consideración de los deltas como áreas prioritarias de acción en el marco del Pacto Verde Europeo;
  4. el desarrollo de un plan europeo para la restauración y recuperación de los deltas.

Es posible subscribirse online al citado manifiesto cumplimentando un formulario abierto hasta la semana del 8 de marzo de 2021, semana del pleno en el Parlamento Europeo en Bruselas, cuando se presentará públicamente al vicepresidente de la Comisión Europea, Frans Timmermans, y al comisario de Medio Ambiente, Virginijus Sinkevičius. , responsable del Pacto Verde Europeo.

Share